Bienvenido, regístrate aquí y formá parte de nuestra comunidad.
  • Login:
Resultados 1 al 1 de 1
  1. #1
    MOD Roedores y Micromamíferos

    Ingreso
     05 abr, 13
    Ubicación
    Valencia.
    Mensajes
    234

    Guía De Cuidados Para Un Bebé Cobaya 2.


    Caso 2: cuando nacen en casa y la madre muere en el parto.


    Estos casos son más frecuentes de lo que puede parecer, sobretodo cuando la madre es primeriza. Puede pasar que se le complique el parto, que sufra una toxemia fetal, que se preñara muy pequeña y se quedara sin reservas… un montón de cosas que nunca esperamos que puedan pasar.



    Lo más importante para el recién nacido es que tome el calostro, que es la primera leche que segrega la madre. La composición del calostro varía en cada especie, pero fundamentalmente lleva: sustancias inmunológicas (anticuerpos e inmunoglobulinas), leucocitos, agua, vitaminas, proteínas, bacterias beneficiosas, grasas y carbohidratos.

    Si os interesa, aquí se explica la importancia de los componentes del calostro: Calostro - Wikipedia, la enciclopedia libre


    Si la cría no ha tenido tiempo de tomar el calostro es menos probable que sobreviva y será más propensa a tener enfermedades que otras cobayas, por lo que habrá que cuidarla más de las corrientes de aire y de las bajas temperaturas para evitar posibles resfriados. Pero por lo demás, si sobrevive los primeros días y la cuidamos bien, tendrá una vida como la de cualquier cobaya.


    Volviendo a nuestro caso, vamos a ver los pasos que hay que seguir cuando la mamá cobaya muere en el parto:

    - Lo primero que tenemos que hacer es comprobar el estado del bebé. Si la madre no hubiera podido limpiarlo, hay que arroparlo en nuestra falda para secarlo con una toalla y darle calor al mismo tiempo. En el caso de tener aún el cordón umbilical, lo más acertado es cortárselo con unas tijeras, lo más cerca de la tripa posible pero dejando un par de milímetros o 3, si cortamos demasiado cerca puede coger una infección. Por eso hay que dejar algunos milímetros de cordón para que se seque por sí solo y se le caiga con el tiempo. Antes de cortar hay que esterilizar las tijeras poniendo alcohol en un algodón y frotándolo contra ellas.

    - Las primeras 24 horas son cruciales para el cachorro. Hay que darle calor arropándolo con un trapo o una toalla pequeña, ya que su cuerpecito no genera calor durante las primeras horas. Lo ideal es tenerlo encima todo el tiempo que podamos, y que duerma por la noche arropado y en un lugar sin corriente alguna, que sea lo más cálido posible

    Cría recién nacida




    - Hay que alimentarlo con leche de gatitos tan pronto como podamos. Lo ideal es comprar en un veterinario leche para gatitos recién nacidos, hay algunas que incluso están enriquecidas con calostro (no sabemos si puede ayudar a las crías que no hayan tomado calostro, pero por si acaso lo recomendamos en estos casos). Cada 3 o 4 horas hay que darle al bebé al menos una toma de 1 ml de leche tibia. Antes de darle una toma comprobemos que no está muy caliente poniendo un par de gotitas sobre nuestra muñeca.

    - En caso de no encontrar leche para gatitos, podemos usar leche humana materna que no lleve lactosa.

    Esta es la leche de gatitos enriquecida con calostro que usé yo:



    - Después de haber comido hay que darle un suave masaje en la tripita y por encima de los genitales. El masaje estimula su sistema digestivo y excretor, y habrá que hacérselo hasta que veamos que la cría hace sola sus necesidades (más o menos, durante una semana). Durante los primeros días hará sus cositas cuando le hagamos el masaje, así que no nos iría mal tener un poco de papel higiénico o toallitas de bebé para limpiarle.

    - Después de comer y del masaje enseguida se dormirá. Esos momentos son de los más emotivos para los padres adoptivos, cuando el bebé se acurruca entre nuestras manos y nuestra ropa para dormir, mientras lo acariciamos suavemente y de vez en cuando se estirará y se acomodará mejor. Pueden llegar incluso a ponerse patas arriba.

    Durmiendo:



    Bien, estos tres pasos que hemos indicado son los más esenciales durante las primeras horas del cachorro: calor, leche de gatitos y el masaje en la tripita. Pero hay otros aspectos que también tenemos que tener en cuenta, que son estos:



    - La vitC es indispensable para una cobaya desde el momento en el que nace, así que hay que subministrarle Redoxon: 2 gotas al día, mezcladas con una toma de leche o directamente en la boca, hasta que el cachorro sea capaz de comer verduras sin problemas.

    - Hay que dejar a su disposición desde el primer momento heno, agua y pienso. El heno lo empezará a comer por instinto desde sus primeras horas de vida, y el pienso poco a poco lo irá probando. Con un par de días o así podremos ver que lo muerde y lo mastica, pero no se lo comerá. Lo que hace es probar y “coger práctica” para comérselo más adelante.

    - En cuanto a las verduras, no hay que proporcionárselas hasta que tenga una semana de vida. Su sistema digestivo aún no está preparado antes de ese tiempo, y tendría diarrea. Y como en cualquier cobaya sea de la edad que sea, se le han de ir introduciendo poco a poco y en pequeñas cantidades para que se vaya acostumbrando.

    Tomando leche:




    Tomando leche con unas 3 semanas. Las raciones son más grandes, la jeringuilla ya es de 5ml (5 tomas), y se tomaba un par al día. A partir de la 4ª semana sólo le dábamos por la noche una toma de 5ml que poco a poco fuimos reduciendo hasta quitárselo.



    Y claro está los cuidados básicos: ubicarlo en un lugar donde no haya corrientes de aire y no sea frío, y tener bien limpio el suelo de la jaula para que el cordón umbilical no se le infecte.

    Aparte de la leche para gatitos, a partir de su primer día de vida podemos ir dándole a probar las cosas dichas anteriormente a ver si se las come. Recordemos:

    - Actimel de naranja.

    - Papilla hecha con actimel de naranja y copos de avena.

    - Papilla de cereales sin gluten.

    - Potitos de fruta y cereales sin gluten para bebés.

    - Pan duro reblandecido en la leche

    Un cachorro suele engordar una media de 5-7gr/día, pero no nos alarmemos si durante los primeros días no sube de peso o incluso baja un poquito. Todos los bebés pierden algo de peso en sus primeros días de vida, pero eso sí, a partir de la segunda semana sí debería ir cogiendo peso. Si esto no pasa, lo mejor será acudir a un veterinario de exóticos.

    Y ya para terminar comentar que es normal que los cachorros se coman sus propias heces y la de otras cobayas si convive con alguna (que sería lo mejor).


    Esto lo he escrito a partir de mi propia experiencia personal con mi cobaya Yuka, que quedó huérfana a las 2 horas de haber nacido y que ha sido el ejemplo de las fotos que he puesto. Gracias a los consejos que me dieron en este foro, he elaborado esta guía para ayudar a personas que se encuentren con estos casos y puedan hacer frente al cuidado de un bebé cobaya. Me ha costado mucho tiempo y un gran esfuerzo escribirlo, que espero que valdrá la pena si con esto pueden sobrevivir algunos bebés en apuros.

    Hoy en día, Yuka es toda una señora cobaya de 3 años con una salud de hierro.



    --------------------------------------------------------------------------- -------------------------------

    Información y fotografías elaboradas por Verokee a partir de su experiencia personal. Por respeto a su trabajo no está permitido su plagio, y el uso de esta información está permitida siempre que se cite la fuente. Gracias.